INICIATIVA DE IU, APOYADA POR CHA Y EL PSOE

Las Cortes rechazan la implantación del copago en sanidad


El PP y el PAR votan en contra por considerar que ya existen fórmulas de financiación de este tipo

Hiedra García Sampedro. Madrid
El Pleno de las Cortes de Aragón ha aprobado una iniciativa del Grupo Parlamentario de Izquierda Unida que pedía el rechazo a la introducción de fórmulas de copago en la sanidad. Adolfo Barrera, portavoz de IU, ha asegurado que la implantación de este modelo sería “un ataque directo a valores fundamentales del sistema público como la universalidad y la gratuidad”. A favor de esta idea han votado también CHA y PSOE, “la izquierda de las Cortes”, según Barrera, quien ha señalado la gran trascendencia ideológica que tiene el modelo de financiación de la sanidad pública.

JPEG - 31.8 KB
Adolfo Barrena.

“Estamos en contra de que se pague todavía más”, denunciaba Adolfo Barrena en el pasado Pleno de las Cortes de Aragón. Según el portavoz de Izquierda Unida, ya se están pagando los servicios sanitario públicos con los impuestos que se recaudan de los ciudadanos, por lo que “establecer fórmulas de copago como en Francia, Alemania o Bélgica sería un modelo de repago”. En esta situación, Barrena ha pedido el apoyo de la cámara para que no se implante este modelo de financiación cuya introducción en el sistema sanitario público fue planteado durante el pasado verano por varios miembros del Gobierno aragonés.

Una de las ventajas de estas fórmulas que han sido señaladas desde el Gobierno aragonés es la posible utilización del copago como medida de disuasión para que los ciudadanos no utilicen los servicios sin necesidad. Un argumento no válido según Barrena porque “el copago en la receta farmacéutica no ha tenido este efecto disuasorio. El paciente no es el que puede decidir qué tratamiento tomar sino el médico”. Sin embargo, desde el Partido Aragonés se asegura que estás fórmulas de copago ayudarían a ahorrar y “se evitaría la sobreutilización”, según su portavoz Javier Callau, cuyo grupo votó en contra de la iniciativa de IU.

Sostenibilidad del sistema sanitario público

Otro de los grupos políticos que rechazaron la proposición no de ley fue el Partido Popular, que además presentó una enmienda para que esta iniciativa se dirigiera al Gobierno nacional. Su portavoz, Ricardo Canals, aseguró que su grupo está en contra del copago pero no pueden “rechazar fórmulas que ya están instaladas en la sanidad”. Según Canals, el copago existe en algunas prestaciones como la odontología, en la receta farmacéutica o a través de mutuas, todo esto pagado por los ciudadanos directamente, por lo tanto si se elimina, “¿de dónde sacaríamos el dinero para pagarlo”, se pregunta el portavoz popular, “¿cómo vamos a hacer sostenible el sistema sanitario público?”.

Barrena tiene claro la respuesta, “los problemas de financiación se resuelven cobrando impuestos a quien pueda pagar porque tenga mayor nivel de renta y patrimonio”. Pero el portavoz de IU no ha sido el único que ha sugerido un cambio en el modelo, el PSOE, a través del diputado Enrique Villarroya, apuesta por “abrir un debate nacional buscando un pacto de Estado con igualdad en todas las comunidades, porque el copago genérico no soluciona la financiación del sistema público”.